Visitar la CUEVA DE ALTAMIRA

Después de conocer una gran y deseada noticia hace muy pocos días, la entrada de hoy va a estar dedicada a la Cueva de Altamira, (Santillana del Mar) declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 2008.

La gran noticia habla sobre la reapertura de sus puertas para ver, contemplar y admirar las verdaderas pinturas. Después de doce años cerrada al público por su patente deterioro, dará paso a grupos reducidos, con unas fuertes medidas preventivas para decidir en el próximo mes de Agosto si la presencia humana en la cueva afecta al estado de las pinturas o por el contrario se puede mantener el régimen de visitas continuadas.

Cueva de Altamira

En tal caso, siempre se puede visitar, salvo los Lunes que es el día de descanso y festivos nacionales, el complejo Museo de Altamira y la Neocueva, que es una reproducción casi perfecta de la cueva de Altamira original y de lo que allí atesora.

Con respecto al Museo os preguntaréis, qué es lo que vais a ver. El Museo alberga una maravillosa colección arqueológica del Paleolítico en Altamira. Una visita por las distintas salas donde recorreréis la Prehistoria en Altamira, ya que hay que recordar que el descubrimiento de la cueva supuso una revolución para la Prehistoria europea ya que es el primer lugar donde se descubre el arte rupestre paleolítico. De ahí que la hayan calificado como la “Capilla Sixtina” del arte rupestre.

Cueva de Altamira, entrada

La entrada al Museo es gratuita pero sin embargo, si queréis entrar a la Neocueva, tenéis que pagar 3 euros y con reserva. Lo primero de todo fue comprar la entrada de la Neocueva y como teníamos para las 13:30, nos dedicamos a ver el Museo.

Antes de acceder a la Neocueva, en un grupo reducido de personas y acompañado por una guía que te va explicando, pasas a una sala donde te ubican un poco en el tiempo: la vida en aquella época, cómo empezaron a pintar en la cueva, el material utilizado para las pinturas, cómo se pobló la cueva y de qué manera de descubrió hasta nuestros días.

Cueva de Altamira en Cantabria

A partir de aquí, entras a formar parte de una reproducción tridimensional de la cueva de Altamira, donde han respetado cada detalle al milímetro, con una impresionante representación de animales y signos destacando los famosos bisontes, por los que es principalmente conocida ésta cueva, además de caballos, cabras y ciervos. En resumen, un gran conjunto de pinturas policromas en las que se utilizan diferentes técnicas dando como resultado una composición de gran movimiento y belleza. De lo más sorprendente para nosotros fue cuando la guía explicó que el pintor de Altamira utilizó el relieve del techo para expresar mayor realismo a sus pinturas.

En nuestra opinión, la Neocueva llega a ser una cuasi perfecta reproducción de la cueva original pero después de lo visto, y habiendo visitado la Cueva Covalanas en todo su esplendor, sopesando, lo único que podemos deciros es, que la Neocueva te deja con ganas de más, de seguir viendo la cueva original y quedarse impactado con las pinturas originales. La Neocueva ayuda a abrir el apetito para ver la verdadera Cueva de Altamira.

LOCALIZACIÓN: GOOGLE MAPS / STREET VIEW

Etiquetas:

Deja un comentario